Los constituyentes de la OIT y el VIH y el sida

Los Ministerios de Trabajo, los empleadores, los trabajadores y sus organizaciones desempeñan un papel vital en la respuesta al VIH/sida.

Al tener la responsabilidad global de la población activa y la legislación laboral nacional, el Ministerio de Trabajo es un interlocutor esencial en la respuesta nacional al VIH/sida. Las organizaciones de empleadores y trabajadores también constituyen un elemento clave en la sociedad civil. Desempeñan un papel fundamental de liderazgo a nivel nacional, movilizando a sus constituyentes y amplias redes.

La Recomendación de la OIT sobre el VIH y el sida y el mundo del trabajo, 2010 y el Repertorio de recomendaciones prácticas de la OIT sobre el VIH/SIDA y el mundo del trabajo definen un amplio abanico de derechos y responsabilidades de cada uno de los constituyentes de la OIT para guiar sus acciones complementarias o conjuntas.

En muchos países hay estructuras tripartitas, que han integrado el VIH/sida en sus agendas y los tres interlocutores se han reunido para definir leyes, políticas o compromisos nacionales sobre VIH/sida en el lugar de trabajo.